Fuente: El País

Zygmunt Bauman: “Las redes sociales son una trampa”